sábado, 9 de enero de 2010

Ella

Ella es mi complemento, y mi compañía.
Ella me vuelve loca y me descoloca.
Ella me desplazo de muchos privilegios, pero me dio el privilegio de tenerla a mano.
Ella es la persona que mejor me conoce y me adivina.
Ella se parece tanto a mi y sin embargo es tan diferente.

Compartimos risas, tristezas, dolores, bromas, alegrías...compartimos la vida.
Siempre fuimos princesas mimadas, hasta que un día la vida decidió despertarnos de un cachetazo y tuvimos que poner el pecho (que nos sobra) y ver como nos reacomodábamos, y yo empecé a acusarla de còmoda y ella me empezó a llamar controladora. Juntas hacemos dieta, vamos de compras, hacemos planes y disfrutamos de buenas peliculas. No se como sería mi vida sin ella, y aunque a veces desearia probarlo, siento que de verdad estaría muy vacía. Cuando me fui a España, tenia la felicidad de estar con mi hermano, pero los días sola en Madrid, me hicieron extrañarla, me faltaba algo, o mejor dicho alguien y era ella. La necesitaba caminando a mi lado, y disfrutando conmigo todo eso maravilloso que estaba viviendo.

Ella no es ni mas ni menos que la otra tapa de mi sandwich, la Titi, la enana, la petaca, la peque...MI HERMANA...y si hablo mas de ella lloro de la emocion....pero ssshhhh no le digan nada.

3 comentarios:

Chil dijo...

el amor para con los hermanos y algo muy enroscado pero lindo, a veces me pasa de querer matarlos, que se torna un amor insoportable...y otras los mira y decis, que seria de mi sin ellos???

asi creo yo que es el cariño y el amor por nuestros hermanos...

Jote dijo...

ayyyy q tierno este post!
a veces es necesario recordarle a la gente que queremos. cuanto la queremos y cuanto la necesitamos!!
besoos

Minombresabeahierba dijo...

Es fundamental poder poner el pecho a los problemas, mas si abunda!

besos